El Habito de ahorrar: ¡Es mejor cambiar comportamientos que equipamientos!

En promedio un 30% de la energía es desperdiciada por el comportamiento humano. Esto generalmente ocurre porque quienes usan la energía no son los mismos que los que la pagan. Es importante entregar feedback oportuno a través de un software de gestión energética, de esta forma, las personas se sensibilizan con el impacto de sus acciones.

¿Cómo hacer del ahorro un hábito?

Metodología Clickie de gestión energetica

  1. El diagnóstico es el primer paso. Los datos y el monitoreo constante son la base para hacer gestión.
  2. Establecer un compromiso y designar a un responsable de la gestión energética para hacer a la energía parte del negocio.
  3. Fijar objetivos a nivel global y por área para establecer referencias, crear un propósito, definir plazos y recursos.
  4. Crear y ejecutar un plan de acción haciendo parte a todas las áreas, comunicando y haciendo visible las tareas constantemente.
  5. Evaluar el progreso midiendo el avance de forma oportuna, comparando y haciendo competir para compartir las mejores prácticas. Es importante entregar la información de manera simple.
  6. Reconocer los logros desde la alta dirección, aplicando los incentivos definidos en el plan de acción, formando así la cultura interna.

Sé el primero en comentar

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *